02 de Marzo 2017

Visita Ad Limina: Verdad, diálogo, misericordia

Video del Papa animando a sacerdotes a combatir narcotráfico en Chile, “tolerancia cero” en caso de abusos, prioridad por la vida, preocupación especial por pueblos originarios y migrantes fueron algunos de los temas analizados en la Visita Ad Limina de los obispos chilenos.

Visita Ad Limina: Verdad, diálogo, misericordia


Por Patricia Mayorga, desde El Vaticano

"Mis hermanos sacerdotes que trabajan en la frontera de la droga-dependencia y tienen que luchar por prevenir a los chicos, por sacar a los chicos y luchar contra las mafias que imponen la droga. Que el Señor los acompañe. A veces pienso que están en el Huerto de los Olivos. No dejen de rezar, que Dios los bendiga", es el texto del video de 30 segundos que el Papa Francisco envió a los sacerdotes y a las comunidades parroquiales de Santiago.

Monseñor Pedro Ossandón explica el origen del mensaje: "Como personalmente trabajo en la zona sur de Santiago, le hablé al Santo Padre de la situación de muchos sacerdotes y parroquias enteras que viven en contextos de violencia por el narcotráfico, balaceras, muertes, situaciones de pobreza y vulnerabilidad que sufren muchos niños y jóvenes, fuera del sistema escolar sufriendo la indiferencia de la sociedad". La preocupación de monseñor Ossandón era "cómo hacer un discernimiento pastoral en contexto de violencia". Y en ese sentido le solicitó al Papa un mensaje para los sacerdotes y comunidades parroquiales "que enfrentan estos contextos de violencias todos los días para ver cómo anunciamos el Santo Evangelio en la caridad de Cristo que nos urge, y construir justicia, que es madre de la paz, en estas poblaciones que sufren estas consecuencias tan graves. Y el Papa gentilmente ha grabado un mensaje".

El Arzobispo de Santiago, cardenal Ricardo Ezzati, destacó la franqueza y libertad en los encuentros con el Papa y los dicasterios, que aportaron criterios, no respuestas directas a cada caso concreto. "La Iglesia no impone sino que propone, fundamentada en motivaciones que son racionales, y que el Evangelio confirma; el criterio de la misericordia no quiere decir pasar por encima de cualquier cosa, sino significa al mismo tiempo justicia, buscando los caminos para que la justicia pueda ser superada y las personas puedan ser salvadas", dijo el cardenal Ezzati.

ABUSOS: TOLERANCIA CERO

El hecho de tratar criterios generales no significa que los problemas específicos se pasen por alto: "Uno de los problemas es justamente el escándalo de los abusos que ha habido", señala el cardenal. "Por consiguiente, frente a eso los obispos están llamados a ser claros y el Papa y el Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe han insistido y nos han animado en la línea de ser claros, de tener tolerancia cero frente a lo que es abuso y, por consiguiente, lo que es gravemente inmoral desde la perspectiva humana lo es también desde la perspectiva de la fe", subraya.

"Tratamos el tema de la pedofilia porque es un tema que nos afecta. Tratamos el tema de las leyes civiles, por ejemplo del aborto, todo lo que viene con las leyes de género, por supuesto que tratamos todo eso porque somos obispos de la Iglesia de Chile donde estos temas están presentes en la vida social, en la conciencia de las personas y también de los grupos", explica el arzobispo. En relación con el aborto preguntamos a monseñor Galo Fernández si el derecho a la vida estaría sobre el derecho de la madre a elegir abortar. Textualmente responde que "obviamente la doctrina de la Iglesia en el tema del aborto pone su atención ante todo en la víctima más sufriente, o sea en el que está por nacer y obviamente que la situación de la mujer que enfrenta la situación de un embarazo no deseado, en la Doctrina de la Iglesia se manifiesta en que tenemos que ocuparnos de ella, pero que la solución no puede pasar por el aborto".

PUEBLOS ORIGINARIOS Y MIGRANTES

En relación con el malestar que habría provocado en ciertos sectores de la sociedad chilena la preocupación especial por los pueblos originarios, específicamente los mapuches, monseñor Pedro Ossandón recuerda las palabras de San Juan Pablo II en su histórica visita a Temuco: "Un discurso extraordinario en el que llamaba al diálogo, al ejercicio de la interculturalidad, a trabajar por la justicia que nos trae la paz", y en ese sentido, añade, el apoyo del Papa "para la construcción de paz, sobre todo en este caso con el pueblo hermano mapuche y con las personas que en el sur conviven a diario desde siempre".

El Obispo de Temuco, monseñor Héctor Vargas, recuerda la "preocupación por todo lo que se refiere al mundo indígena en general", especificando que el Papa Francisco "valoró muchísimo la cosmovisión del mundo indígena en cuanto al respeto que tiene por la naturaleza, que justamente en este momento se encuentra en una crisis impactante por todo el tema del daño ecológico, el calentamiento global, etcétera."

Monseñor Galo Fernández señala que abordó en la Santa Sede el tema de los migrantes y dijo que "yo sigo percibiendo que la enorme mayoría del pueblo chileno tiene una actitud muy sincera y profunda de acogida y de simpatía por el migrante y tendría que ser así". Agrega: "Además, hay que acordarse de que todavía hay más chilenos en el extranjero que migrantes en Chile y en rigor muchos chilenos cuando ven a un migrante se podrían acordar de parientes o conocidos que están en algún lugar del mundo y que desean ser acogidos, o que salieron y que luego han retornado al país". Recordando que en estos últimos tiempos han empezado a aparecer voces discriminatorias, dijo: "Efectivamente, es doloroso y en eso sentimos un gran deber como Iglesia, no solo en implementar actividades entusiastas de acogida del migrante, sino también en poder incidir en la mentalidad y en la cultura, favoreciendo la acogida y la integración porque si hay algo que nos podría hacer muy mal, y yo creo que en esto el Papa ha sido muy lúcido, es en el hecho de que el migrante no quede relegado en un espacio encerrado, en un gueto, sino que realmente pueda aportar todo lo que tiene, toda su riqueza, involucrándose en una sociedad completa".

EDUCACIÓN, SERVICIO PÚBLICO DE LA IGLESIA

La formación de los jóvenes y las polémicas entre educación pública estatal y educación católica es otro de los problemas que enfrenta la Iglesia en chile. El Obispo de Temuco recuerda que en la reunión en la Congregación para la Educación Católica "salió fuertemente el cambio cultural que hay, también una preocupación bastante grande por todo el tema de las ideologías que están impactando valores como la sexualidad, el matrimonio, la vida misma, la defensa de la vida".

También se analizaron temas como la libertad de enseñanza y "la preocupación de que gradualmente a los padres de familia y a la familia misma cada vez se les va dejando más de lado, se les va considerando menos respecto del derecho que tienen de dedicar a sus propios hijos y los Estados van tratando de involucrarse o entrometerse cada vez más en un área tan sensible como esta, con las consecuencias que esto tiene", añade Vargas.

LA MUJER EN LA IGLESIA

Monseñor Jorge Concha, para quien esta es su primera Visita Ad Limina, destaca "la gran disponibilidad de parte del Santo Padre y de todos los jefes de dicasterios a que se trataran todos los temas que quisiéramos, con plena libertad". En el ámbito religioso un tema que tocó especialmente fue "la atención, como pastores, de los agentes de evangelización y sobre todo de las religiosas, los catequistas, pero también en el ámbito de la vida consagrada, el aporte que hacen las religiosas en todo nuestro país, que a lo largo de toda la historia de la evangelización ha sido y es muy relevante".

Asimismo, monseñor Concha destaca "la importancia que hay que darles a todos los agentes evangelizadores, una mención especial a los catequistas y, sobre todo, a las mujeres de nuestra Iglesia, ya que hoy día gran parte de los agentes evangelizadores son mujeres en nuestra Iglesia, y también ellas fueron mencionadas tanto por los obispos como por el Santo Padre". En las dos reuniones que tuvieron los obispos con el Papa, la primera de dos horas y media y la segunda de más de tres horas, y durante las reuniones con todos los dicasterios de la Santa Sede, se discutieron mucho las luces y las sombras de la Iglesia en Chile.

A pesar de la gran cantidad de temas analizados, monseñor Fernando Ramos señala algunos elementos fundamentales: "Primero, un estilo que expresa no solamente una forma personal de ser del Papa, sino una eclesiología, una visión de Iglesia que es la sinodalidad, es decir hacer las cosas en un diálogo fecundo, en el que se plantean todos los temas con mucha libertad y transparencia, en que cada uno puede presentar su propio punto de vista y eso ha sido muy evidente tanto en los encuentros con el Santo Padre como con las Congregaciones. Hubo una actitud de escucha y de diálogo extraordinariamente importante".

Un segundo punto importante, fue la reafirmación por parte del Papa y sus colaboradores de "la misión de la Iglesia de anunciar a Jesucristo en los diversos ámbitos donde está inserta la Iglesia Católica en Chile y en el contexto cultural que nos toca vivir actualmente. Aquí hay una visión bastante precisa de cómo son los cambios que han ocurrido en Chile, de manera que nos han estimulado para que también como Iglesia hagamos los caminos necesarios para poder transmitir el Evangelio en este contexto".

El presidente de la Conferencia Episcopal, monseñor Santiago Silva recuerda que siempre la Visita Ad Limina "es un tiempo de fraternidad muy intensa entre los obispos, una fraternidad que se da ante un padre, ante un pastor, y ese pastor es el Papa". En su opinión "los momentos más intensos han sido cuando como Conferencia Episcopal nos hemos reunido con el Santo Padre, donde conversamos cuestiones de carácter pastoral, proyecciones de la Iglesia en Chile, además, donde el Papa nos confirma en la fe, nos anima a la tarea evangelizadora, y nos permite expresar de un modo muy efectivo nuestra comunión y nuestro deseo de poder anunciar a Jesucristo.

Todos los obispos coinciden en señalar que el momento más importante de esta Visita Ad Limina, que se realizó entre el 20 y el 28 de febrero, fueron los dos encuentros con el Papa Francisco, donde quedó demostrado su gran ímpetu hacia la evangelización y el gran ánimo a la Iglesia en Chile. Como señala textualmente monseñor Silva, el Papa los exhortó a que "no paren de trabajar, sigan adelante, para que ustedes, que son pastores del país, vayan buscando unos caminos necesarios para que el Evangelio sea mejor puesto en la realidad de Chile".

También destacaron este nuevo estilo instaurado por el Papa Francisco de recibir a todos los obispos. Al término de esta visita el cardenal Ezzati subraya "la buena noticia es que Jesucristo, el Señor, es la respuesta a los problemas más personales y también a los problemas más sociales. Estamos llamados a discernir en un mundo plural como es el chileno, en una cultura secularizada en este momento, estamos llamados a anunciar la novedad de Jesucristo la novedad del Evangelio, y decir que la persona de Jesucristo es para la vida, para la vida de todos, para el crecimiento de la humanidad, para alcanzar las metas más altas que el corazón humano busca".

El cardenal expresa su convicción de que toda la Iglesia "laicos, consagrados, presbíteros, obispos, tenemos un aporte que darle a la vida de Chile dialogando con los que no creen o también con quienes tienen otros proyectos, partiendo de mucho respeto, pero aportando también con valentía lo original que el Evangelio del Señor les quiere ofrecer al desarrollo pleno de todos los chilenos y las chilenas".

Fuente: Periódico Encuentro

http://www.periodicoencuentro.cl/marzo2017
Comentarios
No se han recibido comentarios.
Los comentarios de esta noticia se encuentran cerrados desde el 17/03/2017 a las 17:41hrs

ESCUELAS DE VERANO

Desde el 3 de enero y por dos semanas, se desarrollan las Escuelas de Verano, instancia de formación pastoral y humana, destinada a laicos, agentes pastorales y todos los interesados en profundizar sus conocimientos sobre la Iglesia, fe cristiana, sacramentos, catequesis y evangelización.

Escuelas de Verano Zonales y Decanales